ojeras.jpg

Las ojeras son aquellas manchas que se encuentran debajo de los ojos con diferentes tonalidades. Hay pieles que las representan de color más violáceo o azulado, mientras que otras suelen tener tonalidades ocre o amarillentas.

Las causas que generan este tipo de manchas en la piel son muy diversas. Pueden ser causadas por hipotiroidismo, por problemas inmunológicos, anemia, o problemas cardíacos. Pueden deberse también a la forma de los huesos de tu cara que hacen que la luz, o no llegue a esa zona o se refleje de manera oscura. Pueden ser causadas por predeterminaciones genéticas o familiares, o generadas por el mal dormir.

Para poder encontrar la forma de prevenirlas o disimularlas, es importante poder encontrar la causa. Uno de los primeros pasos a seguir una vez determinada la causa es empezar a protegerlas del sol, porque es que a veces les hace aumentar la tonalidad que presentan. Existen además muchas cremas que permiten mejor y mayos oxigenación de la piel, refrescan y permiten una descongestión para que la circulación se realice de la mejor manera.

Los masajes en la zona afectada pueden ser de mucha ayuda para poder activar mejor la circulación y las mascarillas de pepino y frío puede ayudar es deshinchar la zona y atenuarles el color. Aún así es muy importante cambiar aquellos hábitos que las fomenten y poder hacer un tratamiento a largo plazo que no sólo pueda paliar el problema momentáneamente sino que te de tranquilidad de no sufrir de ojeras todas las mañanas que te miras al espejo.